829-547-0135 hola@ibanonline.com

Princeton Batts, nuestro Director de Recursos Humanos en iBAN, es de Philadephia. Prince, como lo llamamos, ha superado muchos obstáculos en su vida, y por lo tanto, ha tomado muchos roles diferentes. Es un líder, maestro, padre, hombre de negocios y un amigo, solo por mencionar unas cuantas características. No sé cómo muchas personas pueden simplemente empacar sus cosas, dejar todo atrás, irse a otro país mientras aprender el idioma, pero por esto y más, hemos querido compartir su historia.

iBAN: Hola, Prince. Me alegro mucho que estemos haciendo esto.

Princeton:
¡Hola! A mí también me alegra, es increíble tener la oportunidad de compartir tu historia y aportar algo.

iBAN: Tu creciste en Filadelfia. ¿Siempre te quedaste en el mismo lugar?

P: Viví en Filadelfia la mayor parte de mi vida. He vivido en los suburbios y en otros sitios, como New Jersey, pero la ciudad siempre será mi hogar.

Todos los niños tienen el sueño de convertirse en algo, un bombero, policía o abogado. ¿Qué hay sobre el sueño de Princenton?

Esa es una buena pregunta. Sabes, es divertido porque yo nunca supe qué quería ser. Realmente nunca lo supe. Tuve que encontrar mi propio camino. Agradezco el hecho de que tuviera buenos mentores en la vida y ellos merecen el crédito por enseñarme la dirección correcta.

¿Entonces cuál era tu motivación?

Mi motivación era mi hija Portia y conocer la frase de que “tu actitud determina tu altitud”. Esta es una frase que aprendí de Lou Manzi, quien fue mi más grande mentor. Aunque lo conocí tarde en la vida, el me enseñó mucho. Lou respetó el hecho de que mi motivación era mi pequeña niña. Criar una bebé solo fue mi vida.

¿A qué edad tuviste tu primer trabajo?

¡Tuve dos trabajos a la vez! Trabajaba desde las 7:30 de la mañana en Wendy’s, volteando hamburguesas hasta las 3:00 de la tarde. Luego salía y bajaba la calle hasta una estación de gasolina. Era grasa y aceite todos los días. Fue una etapa muy interesante en mi vida.

Director de Recursos Humanos, Entrevista, Liderazgo, Superación, Motivación

Definitivamente una gran etapa. ¿Qué hiciste después de eso?

Trabajé en el Albert Einstein Hospital en Filadelfia. Lo creas o no, era una especie de “amo de casa”. Hacía el trabajo de amo de casa y de llaves, limpiando habitaciones y pisos. Y no era algo que me avergonzara, como muchos podrían creer. Yo solo quería un trabajo, ser parte de algo. Crecí en un sitio donde realmente no tienes muchas opciones, así que el tener un trabajo real y honesto era algo que hacía a sentir a mis padres orgullosos y eso era suficiente para mí.

Pero de allí pasaste al negocio de la industria farmacéutica. Quiero escuchar la historia completa.

Estaba trabajando en el Hospital y mi directora iba a irse para trabajar en la industria farmacéutica. Cuando se iba, me pidió que fuera a trabajar con ella como amo de llaves. Lo hice. Pero en poco tiempo, la gente empezó a notar mi trabajo. Este proceso de tener a las personas admirando mi trabajo duró años, mientras me iban ascendiendo. En un punto, mi director y buen amigo Jim Robinson me aconsejó tomar clases. Obtuve un grado en Negocios y luego continué hasta conseguir un grado en Recursos Humanos. Así que, en mis años en la industria farmacéutica, pasé de limpiar pisos a ser el encargado de entrenar en un programa global en el Coporate America, viajando cada dos semanas por todo Estados Unidos. Un sitio muy lejos de cocinar hamburguesas.

Es increíble. Pero, ¿cuándo estudiabas? Porque trabajar y estudiar arrastra una gran responsabilidad.

Bueno, era más que trabajar y estudiar porque en medio de todo esto, estaba solo criando a mi hija. Así que era ir a la escuela, ir al trabajo, regresar a casa en la noche y ser un padre, etc. Pero ella era una buena niña y aún sigue siendo mi mejor amiga.

¿Estás orgulloso de ella?

¡Por supuesto! Ahora se prepara para ser una gran abogada. Pero sigue siendo mi pequeña gran niña.

¡Fantástico! Pero en medio de todo esto, ¿tuviste un momento en el que pensaste que todo eso era lo que no habías elegido para ti, que no era lo que querías?

No. No lo hice. Porque yo no elegí ninguna de esas excepto lo que estoy haciendo ahora. Escogí vivir en República Dominicana, es lo único que he elegido en la vida. Pero todo lo demás vino a través del trabajo, de estudiar y de mis mentores. Nosotros vivimos haciendo planes mientras Dios se ríe.


Viviendo en RD

¿Por qué República Dominicana?

¿Por qué RD? Uh, esa es una gran pregunta. He viajado intensamente por casi todo el mundo a causa de mi trabajo o por placer. Rep. Dominicana se robó mi corazón. Desde la primera vez que vine, años atrás, la gente aquí me acogió. Me sentí cómodo desde el principio.

Ahora que en RD, estás en un nuevo proyecto, iBAN. ¿Cómo llegaste ahí?

Es chistoso porque yo no vine a RD para trabajar, pero Daniel Suero y Marc Hurr, los fundadores de iBAN, me reclutaron. Vivíamos en el mismo edificio y solo charlábamos de vez en cuando. Pero ellos estaban seguros de que yo tenía que ser parte del equipo de iBAN y aquí estoy.

Director de Recursos Humanos, Entrevista, Liderazgo, Superación, Motivación

¿Qué es lo que haces en iBAN?

Soy el Director de Recursos Humanos, pero hay mucho más. Recluto personas de todo el mundo, porque tenemos un grupo muy diverso. Es una compañía que cree y respeta la diversidad y el crecimiento. Por eso, desde entrenar hasta enseñar, trato de hacer lo mejor iBAN. Aquí he encontrado una familia.

¿Cuál piensas que es el futuro de iBAN?

Bueno, sabes… nunca he conocido un hombre tan enfocado como Daniel, el CEO y uno de los fundadores de iBAN. Daniel es iBAN e iban es Daniel. Cuando lo miras, todo lo que puedes ver es iBAN. Todas las compañías exitosas lo son porque tienen un gran líder y un gran equipo, y eso es justamente lo que pasa con iBAN.

Prince, gracias por esta entrevista y por ser tan abierto con nosotros.

Gracias a ti.