Automatizar, aprende hacerlo.

A muchos nos pasa que ‘dejamos para después’ realizar nuestros pagos o incluso ahorrar y se nos olvida. ¡Aprende a automatizar tu vida financiera!

Un consejo para que no sigas pagando moras es automatizar  y organizar tus pagos en fechas posteriores a la entrada de tus ingresos, pero cercanas a la misma.

Es muy común olvidarse de realizar cosas que son importantes para nosotros y procrastinar. Pero para mantener la salud de nuestra vida financiera, debemos evitar generar gastos de intereses y/o moras. Y teniendo a mano la tecnología, es cada día más fácil.

La automatización ayuda a simplificar algunas de las tareas financieras más rutinarias que todos debemos hacer.  Además de la simplificación, también te ayuda a ser un poco más organizado.

Pagos y gastos

Casi todos los pagos que hacemos al mes son fijos, tales como los servicios del hogar, las compras, etc. Y si te atrasas, además de que te pueden cancelar el servicio también tienes que pagar las multas por re-conexión y esto se traduce a dinero gastado innecesariamente.

Estas facturas siempre hay que pagarlas y son tediosas, pero hoy en día la mayoría de las compañías de servicio te ofrecen la opción de realizar el pago a través de sus propias aplicaciones en tu smartphone o automatizando tus pagos directamente con la compañía ¡y listo!

Recuerda siempre revisar que el cargo cobrado corresponde a la factura y que esto forma parte de tu presupuesto y control de gastos.

Deudas


Lo más recomendable para mantener una vida financiera sana, es no dedicar más del 30% de tus ingresos al pago de todas tus deudas (esto incluye crédito hipotecario, automotriz y todos los demás).

Mantener al día tus pagos resulta en un buen récord crediticio que posteriormente te sirve para obtener créditos a tasas y condiciones más adecuadas.

Para esto, nuevamente, puedes automatizar tus abonos mensuales, no solo de tus créditos (automotrices, hipotecarios, o de consumo), sino también de la tarjeta de crédito.

Ahorro

La manera más eficiente y fácil de ahorrar es ‘pagándote’ primero a ti mismo y no pensar en ahorrar ‘lo que sobra’, pues al final del día nunca sobra nada.

Una forma de cambiar este hábito, es programar directamente una transferencia automática a tu cuenta de ahorros, la cual no podrás tocar. De esta manera, al no tener un tener a la vista ese dinero, estarás creando tu propio colchón financiero todos los meses.

Por último, selecciona una recurrencia en tu celular para revisar tus finanzas y determinar si necesitas mejorar, seguimiento de metas, etc.

Fuente: www.plataconplatica.com

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *